sábado, 15 de octubre de 2011

The Specials - The Specials (1979)

El final de la década de los 70 suele recordarse musicalmente principalmente por los días en los que el punk campaba a sus anchas, con el dominio y expansión de grupos como Sex Pistols, Ramones o The Clash, y por otro lado como los orígenes de la nueva ola y todos sus sonidos asociados. Sin embargo, en esos días, aparte de también existir un revival mod gracias a “Quadrophenia” de The Who, tuvieron en el género del ska uno de sus distintivos sonoros.

Este género tomaba influencias del reggae jamaicano, caracterizándose por la inclusión de muchas secciones de viento y teclados vertiginosos y machacantes. Al frente del género, estimo que de forma indiscutible, históricamente hablando se sitúan Madness y el grupo que hoy nos ocupa y que hace poco pudimos ver en directo en el En Vivo 2011, The Specials.

Estos muchachos de Coventry, al igual que la mayoría de formaciones de ska, eran ciento y la madre. Sin embargo, es curioso que entre sus componentes no destaque un líder principal. Ni siquiera su vocalista melódico Terry Hall parece imponerse aunque sea ligeramente a sus compañeros el vocalista y jaranero Neville Staples, al guitarrista Linval Golding, a Sir Horace Gentlemen al bajo, al también Roddy Radiation Byers, al batería John Bradbury o al teclista y compositor de gran parte de los temas Jerry Dammers. Eran los días en los que el término skinhead aún no tenía connotaciones ideológicas de ultraderecha, ya que muchos skins originales eran seguidores de The Specials y para nada cuadraría que profesaran la religión de una banda en la que 2 de sus componentes principales, Neville Staples y Linval Golding, eran de raza negra.

The Specials destacaban por hacer versiones readaptadas al reggae de temas clásicos. No en vano uno de sus temas míticos, “A message to you, Rudy” es una versión, al igual que “Monkey man”, las cuales se les atribuye erróneamente a ellos como autores originales. Madness no fueron menos e hicieron prácticamente suya el “It must be love” de Labi Siffre, pero sin duda los naughty boys eran menos propensos a las covers que los rude boys. El debut es una pieza básica dentro de la historia del género del ska y de la música en general. Un disco muy entretenido que pasamos a revisar en el siguiente párrafo como protagonista de esta semana.

Pues nada, clásico para empezar. Se abre con “A message to you, Rudy”, una versión que popularizó el grupo y que muestra perfectamente esa simbiosis ska/reggae que el grupo profesó. Las notas de los metales de viento se hacen acreedoras del protagonismo principal del tema, que está cantado a dúo por Terry Hall y Neville Staples. Un gran momento sin duda alguna. Se gana ritmo en la segunda pista gracias a “Do the dog”, “Not the donkey” puntualiza Neville en los coros. Una canción acelerada esta “Do the dog” que da paso a un momento más pausado como es “It’s up to you”, lo cual nos sirve de descanso para afrontar un latigazo de ritmo como es “Nite club”, algo que no te esperas por ese comienzo pachanguero y dubitativo que tiene hasta que Terry dice eso de “…gastando dinero”. Los coros femeninos que tiene “Nite club” suman inestimablemente a la locura y desenfreno que ya de por sí tiene este vertiginoso tema. Retornamos a la pausa y los momentos anodinos, rítmicamente hablando me refiero, al darse paso a “Doesn’t make it alright”. Hay una alternancia casi perfecta hasta el momento, ya que el desenfreno y vértigo vuelven de la mano de “Concrete jungle”, en el que se aborda el tema de la violencia callejera. No en vano, recuerden lo que Linval dijo antes de que el grupo la tocara en directo en el En Vivo 2011. “Too hot” tiene una cadencia reggae relajada y que transmite un buen rollo interesante, contrastando con la tajante línea vocal que tiene. En la parte final se acelera algo, ganando intensidad mientras se remarca el título de la pista por parte de Terry y Neville.Grande, muy grande es la versión de “Monkey man” que hizo el grupo. Un tema jaranero, con unos coros casi ininteligibles a cargo de Neville Staples, y unos coros que invitan a la juerga y al cachondeo, dispersados por casi la completa totalidad de la canción. Animada resulta “Dawning of a new era”, que sigue perfectamente la estela que ha dejado la jaranera “Monkey man”. Sin embargo, acto seguido “Blank expression” nos deja un poco en fuera de juego con su estructura y sus paradas y arranques, con esos leves acordes reggae que tiene en su raquítica melodía. Interesante resulta “Stupid marriage” con esa intro de Neville Staples metido en la piel del personaje Judge Roughneck, para luego meternos en ese panorama desolador que describe Terry Hall al micrófono en el resto de la letra. El tema de los matrimonios no se deja de lado en la pista de corte reprochable “Too much, too young”; si no me creen, escuchen a Terry decir aquello de “… Ahora estás casada y con un hijo cuando podrías estar divirtiéndote conmigo”. Nuevamente no hay quien coja lo que dice Neville Staples en sus partes vocales tras Terry; solamente me quedo con ese “… conmigo” final que suelta. Momento de gran intensidad, con inicios y paradas marcados por un “¡Uno! ¡Dos!”, cortesía de Staples es “Little bitch”. Las guitarras de Roddy Radiation son un jodido trueno que no cesan en todo el tema y sobre las cuales un vertiginoso Terry Hall, casi sin respirar, escupe toda la letra casi del tirón, solo interrumpido por esas señales mencionadas de Neville. Curioso final supone “You’re wondering now”, quizás el tema más ingenuo y lento del disco, bastante repetitivo en su letra, y que permite que el estribillo “te estás preguntando ahora, qué hacer. Ahora ya sabes que este es el final”. De hecho, el tema termina así, de golpe, de forma muy apropiada realmente. Junto a “Too hot”, fue el único tema del disco que no sonó en el set list que The Specials dispusieron para su actuación en el En Vivo 2011.

The Specials ya se habían ganado un respeto por sencillos de gran éxito como “Gangsters”, pero con el papel que jugó individualmente fuera de este debut de larga duración “A message to you, Rudy”, el grupo terminó de confirmarse como una de las sensaciones del momento y uno de los grupos preferidos por la chavalada y la juventud de las islas británicas de aquellos días, por su sonido callejero, su estética refinada y los temas populares que trataban.

Seguiría el éxito del grupo con temas como “Ghost town”, número 1 para la formación en 1980 y otras composiciones como “Rat race”. Tras el 2º disco, el grupo se comenzó a resquebrajar y se produjo una escisión notable cuando Lynval, Terry y Neville formaron por su cuenta el Fun Boy Tree. Es inestimable ver el videoclip de “Driving in my car” de Madness en el que el pobre mencionado trío son objeto de burla de los naughty boys cuando están haciendo autostop para ir a Coventry y los Suggs, Chas Smash y cía. les hacen una pedorreta dejándoles en la acera tirados; lo gracioso es que los chicos se lo toman a bien.

El teclista Jerry Dammers sería quien permanecería principalmente en el grupo en los 80, dando lugar a algún tema notable, como el homenaje que hicieron a Nelson Mandela con “Free Nelson Mandela”. Sin embargo, Dammers es el único de los componentes clásicos que a día de hoy no están de gira con el grupo. El debut discográfico de The Specials es un disco por lo general divertido y animado. Representa también en parte a una época en la que lo que más se recuerda es el punk. La imagen de la portada y contraportada muestra al grupo como una temible panda callejera, cuya instantánea trasera nos puede hacer pensar que el grupo está viendo un partido de fútbol en una pantalla gigante de alguna “fan zone” al uso en alguna plaza de algún país organizador de un mundial de fútbol. El look hooligan no en vano va unido en gran parte a la estética que crearon Madness y The Specials, aunque en un sentido mucho menos refinado. Estoy seguro de que si deciden escuchar este disco lo van a pasar bien.

Esta semana en nuestro programa de radio podrán escuchar el miércoles a las 21.00h en &radio y a las 23.00h en RUAH un programa dedicado al disco “True Colors” de Cyndi Lauper. El lunes, martes y jueves en &radio a las 21.00h podrán escuchar repeticiones de programas de nuestro fondo de catálogo, pero más importante aún es que el próximo sábado 22 de octubre haremos un especial en directo a las 16.00h en la misma &radio sobre “Ya Viene El Sol” de Mecano.

2 comentarios:

Funes de la Torre dijo...

Que grande esta banda que fue tan plajeada por tipos como el Bahiano o Vicenticoen su momento.
Tienen un estilo tan energico....
Geniales.

Funes

Abacab dijo...

Funes de la Torre, realmente una banda quizás no lo suficientemente valorada. Enérgicos sin lugar a dudas, como apuntas.

Gracias por escribir.